Ingresar

PJ-DC-79 Importancia de las vacunas en la niñez


Categoría: Pandilla Juvenil (1ro. 2do. y 3ro. de nivel Secundaria)
Área de participación: Divulgación y enseñanza de la ciencia

Equipo: Importancia de las vacunas en la niñez

Miembros del equipo:
Francisco Enrique Vivas Sánchez
Ilian Jetzemani Lozano Bazan
Leonardo Daniel Palomo Elizarraras

Asesor: Laura Saldaña

Escuela: Centro Escolar ZAMÁ

Resumen

La vacuna es cualquier preparación cuya función es la de generar el organismo de inmunidad frente a una determinada enfermedad. Se trata de un medicamento biológico constituido a partir de microorganismos (bacterias o virus), muertos o atenuados, o productos derivados de ellos. Consideradas importantes ̈ ya que actualmente protegen al ser humano  para ¨reforzar¨ el Sistema Inmunológico. De acuerdo con las cifras de la organización Mundial de La Salud, las VACUNAS evitan enfermedades de índole viral que pueden ser altamente contagiosas o mortales, en realidad lo que hacen las vacunas es engañar al organismo y concretamente al sistema inmunológico, haciéndole pensar que está siendo atacado por enfermedades enseñando a nuestro sistema inmune a defenderse de estos virus. En últimas fechas ha proliferado el movimiento Antivacunas los cuales fueron iniciados por el médico Andrew Wakefield presentó una investigación preliminar, publicada en la prestigiosa revista científica The Lancet, en la que decía que doce niños vacunados habían desarrollado comportamientos autistas e inflamación intestinal grave. Desde entonces y a la fecha muchas personas han preferido ya no vacunarse o vacunar a sus hijos lo que ha provocado que enfermedades que se creían erradicadas vuelvan a surgir. La importancia de la vacunación constituye una de las medidas sanitarias que mayor beneficio ha producido y sigue produciendo a la humanidad, previenen enfermedades que antes causaban grandes epidemias, muertes y secuelas. Las vacunas benefician tanto a las personas vacunadas como a las personas no vacunadas y susceptibles que viven en su entorno (inmunidad de grupo).

 

Formato Importancia de las vacunas en la niñez

Formato final a dos columnasLONAS IMPORTANCIA DE LAS VACUNAS EN LA NIÑEZ

Pregunta de Investigación

¿Cómo dar a conocer la importancia de las vacunas y su aportación al cuidado del ser humano y para reforzar la salud de uno mismo?

Planteamiento del Problema

Todo comenzó en 1998 cuando el médico británico Andrew Wakefield  público en la revista The Lancet un estudio que aseguraba que la triple vírica contra el sarampión, paperas y rubéola causaba autismo, todo para ofrecer vacunas alternativas, así de esta manera hacerse millonario; posteriormente un estudio  del colegio de médicos del Reino Unido demostró que era un fraude. A nosotros lo que nos gustaría es  que la gente tenga información de fuentes verídicas y confiables sobre los beneficios de las vacunas que los niños , personas de la tercera edad se vacunen. con esto, evitar más contagios , menos enfermedades , y por supuesto menos muertes.

Antecedentes

La primera vacuna de la historia fue descubierta por el médico rural inglés Edward jenner en 1796 y servía para combatir la viruela. la idea se le ocurrió cuando, en su pueblo, vio cómo las recolectoras de leche eran contagiadas de una especie de viruela vacuna por estar siempre en contacto con estos animales.la historia de las vacunas comienza con el empleo de los chinos de la inoculación de la viruela (o virilización) entorno al año 1000 d.c., según consta en textos como “el tratamiento correcto de la viruela» atribuido a una monja budista que vivió durante el reinado de jen tsung (1022 a 1063).

Una vacuna es cualquier preparación cuya función es la de generar del organismo inmunidad frente a una determinada enfermedad, estimulando para que produzca anticuerpos que luego actuarán protegiéndolo frente a futuras infecciones, ya que el sistema inmune podrá reconocer el agente infeccioso y lo destruirá. Se trata de un medicamento biológico constituido a partir de microorganismos (bacterias o virus), muertos o atenuados, o productos derivados de ellos.

Antes de nacer los bebés adquieren a través de la placenta las defensas necesarias para protegerse frente a posibles infecciones durante las primeras semanas de vida. Sin embargo, pierden esa protección en poco tiempo, aunque este varía en función del microorganismo de que se trate. Así, mientras que en enfermedades infecciosas como la tos ferina, la inmunidad transmitida por la madre se mantiene apenas unas pocas semanas, en otros casos, como el del sarampión, puede prolongarse hasta seis meses o un año, según los niños.

Este hecho determina dos cosas muy importantes: la necesidad de vacunar al niño para protegerlo frente a las enfermedades conocidas y el momento en que debe ser vacunado para mantener su inmunidad frente a ellas.

Hubo una época en que la difteria era una de las enfermedades infantiles más temida, cobrando más de 10,000 vidas al año en los Estados Unidos durante los años de 1920. En los años de 1940 y 1950, la poliomielitis paralizó e incluso mató a miles de niños. En determinado momento, el sarampión afectó a casi medio millón de niños en Estados Unidos cada año. Casi todos en los Estados Unidos lo tuvieron en algún momento de su infancia, y algunas veces ocasiona complicaciones como la neumonía y la encefalitis. Afortunadamente, los tiempos han cambiado.

En la actualidad, la mayoría de niños en los Estados Unidos viven vidas mucho más saludables y los padres viven con mucho menos ansiedad y preocupación por las infecciones de la infancia. Aún así las vacunas son un desarrollo relativamente reciente. Hace apenas más de 200 años en el Reino Unido, Edward Jenner observó que algunas mujeres que ordeñaban vacas parecían estar protegidas de la viruela si ya habían sido infectadas por el virus mucho menos peligroso que ocasionaba la viruela bovina. En 1796, Jenner realizó un experimento, raspando el brazo de un niño de 8 años llamado James Phipps con material de una llaga de la viruela bovina en una de estas mujeres que ordeñaban vacas. Luego repitió el mismo experimento, pero esta vez agregó una pequeña cantidad de viruela al mismo niño. Él esperaba que el procedimiento inmuniza al niño contra la mortal infección de la viruela. De hecho, lo hizo. El experimento de Jenner inició la era de las vacunas.

El siguiente avance importante ocurrió casi 100 años después cuando el Dr. Louis Pasteur, demostró que la enfermedad se podía evitar al infectar a los humanos con gérmenes debilitados. En 1885, el Dr. Pasteur utilizó una vacuna para prevenir con éxito la rabia en un niño llamado Joseph Meister que había sido mordido por un perro con rabia. Para la mitad del siglo 20, se había obtenido un progreso regular en las vacunas. El Dr. Jonas Salk y el Dr. Albert Sabin, lograron lo que se conoce como los avances más importantes, ellos desarrollaron la vacuna de poliomielitis inactivada y la vacuna de poliomielitis activa, respectivamente. Sus descubrimientos han salvado a un número incontable de niños en todo el mundo de la poliomielitis, una enfermedad que con frecuencia deja a los niños amarrados a una silla de ruedas o muletas de por vida.

En la actualidad, las vacunas son una de las historias de éxito de la medicina moderna. La viruela se declaró erradicada del mundo en 1977. La poliomielitis se eliminó oficialmente de los Estados Unidos y del resto del hemisferio occidental en 1991. Mientras que se reportaban de 13,000 a 20,000 casos de poliomielitis cada año en los Estados Unidos antes de la disponibilidad de la vacuna, ¡no se reportó ningún caso en el año 2000! A pesar de que hubo 12,230 muertes a causa de la difteria en los Estados Unidos en 1921 (mucho antes de la disponibilidad de la vacuna), solo hubo 1 caso de difteria reportado en 1998.

La lista de enfermedades graves que se han erradicado o cuyas cifras se han reducido dramáticamente por las vacunas, continúa aumentando, desde las paperas hasta el sarampión, desde la rubéola hasta el tétano.

¿Cómo funcionan las vacunas?

En realidad lo que hacen las vacunas es engañar al organismo y concretamente al sistema inmunológico, haciéndole pensar que está siendo atacado por un agente infeccioso y obligándole a defenderse. El microorganismo inoculado con la vacuna está muerto o muy debilitado (atenuado), por lo que no reviste ningún peligro para el niño; pero es suficiente para que su sistema inmune reaccione generando anticuerpos contra él y con ellos adquiriendo una memoria inmunitaria que le permitirá reconocer ese microorganismo concreto y eliminarlo.

En la actualidad existen vacunas combinadas, como la trivalente o la hexavalente, que permiten inmunizar simultáneamente frente a varias enfermedades importantes. Y todo ello sin riesgos apreciables, ya que los efectos adversos de las vacunas son muy leves (enrojecimiento leve y dolor en el lugar de la inyección, fiebre o dolores musculares ) y muy raramente graves.

Las vacunas se administran por vía intramuscular y en algunos casos por vía oral. Por lo general son necesarias varias dosis espaciadas en el tiempo para lograr que la inmunidad se mantenga con el tiempo. De ahí la importancia de atender a los calendarios vacunales que cada año revisan la Asociación Española de Pediatría (AEP) y las autoridades sanitarias nacionales y autonómicas.

La importancia de las vacunas

Desde su descubrimiento, las vacunas han sido, junto a la potabilización del agua, la medida de prevención que más beneficios ha aportado a la humanidad. Enfermedades que antes eran epidémicas y que originan una gran mortalidad ahora están erradicadas en todo el mundo (viruela), casi erradicadas (poliomielitis o sarampión) o controladas (hepatitis B, tétanos, difteria, meningitis meningocócica o tos ferina).

Sólo esta apreciación da una idea de la importancia real de las vacunas, además de su coste-efectividad. Ningún otro medicamento ha salvado tantas vidas como las vacunas, por lo que no vacunarse o negar la vacunación a los hijos no sólo debe considerarse como un acto irresponsable de cara a su propia salud, sino frente al conjunto de la sociedad, ya que puede suponer el retorno de enfermedades ya olvidadas en muchos países.

Las vacunas constituyen una de las medidas sanitarias que mayor beneficio ha producido y sigue produciendo a la humanidad, previenen enfermedades que antes causaban grandes epidemias, muertes y secuelas. Las vacunas benefician tanto a las personas vacunadas como a las personas no vacunadas y susceptibles que viven en su entorno (inmunidad de grupo)

La historia de cómo nació el mito del vínculo entre las vacunas y el autismo

El 26 de febrero de 1998 fue el día en que se generó una ola de desconfianza internacional sobre las vacunas cuyos efectos reverberan hasta hoy en día, 20 años después.

Aquel día, en Londres, el médico Andrew Wakefield presentó una investigación preliminar, publicada en la prestigiosa revista científica The Lancet, en la que decía que doce niños vacunados habían desarrollado comportamientos autistas e inflamación intestinal grave.

Lo que tenían en común, según el estudio, era que los niños tenían restos del virus del sarampión en el cuerpo.

Wakefield y los compañeros de ese estudio sugirieron la posibilidad de que hubiera un “vínculo causal” de esos problemas con la vacuna conocida como MMR, por las siglas en inglés de las enfermedades sarampión, paperas y rubéola, que había sido aplicada a 11 de los 12 niños estudiados.

 

El propio Wakefield reconocía que se trataba únicamente de una hipótesis: la vacuna podría causar problemas gastrointestinales, que llevaban a una inflamación en el cerebro y tal vez al autismo.

Esa sugerencia fue suficiente para que los índices de vacunación del MMR en Reino Unido empezaran a bajar y más tarde alrededor del mundo.

El relato de esa historia forma parte de un libro que acaba de ser publicado en Brasil, titulado Outra Sintonía, en el que los autores John Donvan y Caren Zucker, cuentan la historia del autismo en la sociedad.

En Europa las autoridades sanitarias están en alerta desde el primer trimestre de este año, cuando una epidemia de sarampión resultante de la caída en los niveles de inmunización, causó al menos 500 infecciones y dejó 35 muertos.

Como respuesta, países como Italia y Alemania ahora debaten la aplicación de multas para quien no vacune a sus hijos.

En Brasil algunos padres se juntan en grupos de Facebook y Whatsapp para hablar de sus temores sobre las vacunas.

Las preocupaciones van desde los efectos secundarios de las inyecciones a la seguridad en torno a las dosis, de los posibles beneficios para la industria farmacéutica al miedo a que las vacunas múltiples expongan a los bebés a una carga excesiva de sustancias.

Según narra el libro, en los años posteriores al estudio de Wakefield, la polémica llegó también a Estados Unidos.

Allí el autismo no se vinculó con la MMR, sino con el timerosal, un componente antibacterial que está presente en algunas vacunas.

Fueron necesarios muchos años para que ambas teorías fueran desmontadas y para que el vínculo entre el autismo y las vacunas fuera descartado por la comunidad científica.

En 2004, el Instituto de la Medicina de EE.UU. concluyó que no había pruebas de que el autismo estuviera relacionado con el timerosal.

“Menos en Dinamarca, el timerosal había sido retirado de la composición de las vacunas en 1992, y sin embargo la prevalencia del autismo era más alta que nunca”, escriben Donvan y Zucker en su libro.

Esa conclusión fue reforzada por un estudio en California: allí retiraron el timerosal de la composición de las vacunas a principios de la década del 2000, y entre entonces y 2007 la prevalencia de autismo aumentó.

En cuanto a Wakefield, en 2004 se descubrió que antes de la publicación de su artículo en The Lancet, había pedido la patente para una vacuna contra el sarampión que competiría con la MMR, algo que se interpretó como un conflicto de intereses.

Pero las acusaciones contra el académico fueron aún mucho más allá: en el estudio original Wakefield decía que había vestigios del virus del sarampión en los 12 niños analizados.

Desde entonces, un médico que lo ayudó en esa investigación salió a decir públicamente que, en realidad, no se había encontrado el virus en uno de ellos, y que Wakefield había ignorado ese dato para no perjudicar el estudio.

En 2010 el Consejo General de Medicina de Reino Unido falló que Wakefield “no era apto para el ejercicio de la profesión”, calificando su comportamiento como “irresponsable”, “antiético” y “engañoso”.

Por su parte la revista The Lancet se retractó del estudio publicado una década antes, diciendo que sus conclusiones eran “totalmente falsas”.

Y la organización estadounidense Autism Speaks, dedicada al estudio y el debate sobre el autismo, decidió posicionarse a favor de la vacunación.

“Las vacunas no causan el autismo”, escribió la entidad en su sitio web en 2015.

“Les pedimos encarecidamente que vacunen a todos los niños”.

Decisiones de los padres que no arriesgan la vida de sus hijos, pero que los exponen a daños ˜ serios: no a las vacunas

La decisión de los padres de no aplicar vacunas que son ‘‘obligatorias’’ a sus hijos genera dilemas en los médicos y pediatras. ¿Qué debe hacerse cuando los padres no consienten la aplicación de vacunas a sus niños? ˜ ¿Esto sitúa a los niños ˜ en riesgo suficientemente grave como para que amerite la notificación a los servicios de protección infantil del Estado y que se trate como negligencia de parte de los padres? ¿Qué debe hacerse cuando, por no inmunizar a sus hijos, se pone en riesgo a terceros? El principio del interés superior del menor implica velar por el beneficio del niño , sobre cualquier otra situación. Al respecto, los padres antivacunas tienen argumentos para justificar su postura. Los médicos no pueden obligar a los padres a vacunar a sus hijos. Sin embargo, bajo el mismo principio, deben velar por el bienestar del niño , y permanecer alerta de que los padres no rebasen el umbral de daño˜ al menor. Si los padres ponen en riesgo de daño˜ grave a su hijo al tomar la decisión de no vacunarlo, entonces estará justificada la intervención legal en la decisión. Este recurso debe ser la última opción, pues los conflictos, en su mayoría, deben resolverse en el seno de la relación del médico con los padres.

El movimiento ¨antivacunas¨ tomó fuerza en los Estados Unidos y se ha propagado lentamente a México , especialmente a partir de 1998 cuando se publicó en la revista  The Lancet un estudio del médico británico Andrew Wakefield en el que se vinculaba la vacuna triple viral – que se administra para la inmunización contra el sarampión parotiditis y la rubéola – con el autismo.

En la actualidad se debate el papel benéfico en las vacunas de los niños entre los partidarios del movimiento antivacunas y los médicos. Por ejemplo , en los últimos meses de este año se ha escuchado acerca del brote de sarampión en los Estados Unidos , mismo que ha sido atribuido a que los padres ya no vacunan a sus hijos.

 

Investigaciones médicas posteriores demostraron que las conclusiones de Wakefield carecían de base científica, pero el daño ya estaba hecho. La revista The Lancet en 2004 se retractó por completo del artículo que había publicado en 1998, señalando ˜ que los datos del trabajo habían sido falsificados 2 . Wakefield fue excluido del registro médico en mayo de 2010, con una observación que indicaba la falsificación fraudulenta en la que incurrió, y se le revocó la licencia para ejercer la medicina en el Reino Unido. En la actualidad se debate el papel benéfico de las vacunas en los niños , entre los partidarios del movimiento antivacunas y los médicos. Por ejemplo, en los últimos meses de este año˜ se ha escuchado acerca del brote de sarampión en los Estados Unidos, mismo que ha sido atribuido a que los padres ya no vacunan a sus hijos. De hecho, hay escuelas que reportan que el número de alumnos no vacunados supera el 50%, con lo cual la llamada ‘‘vacunación por rebaño’’ ˜ deja de funcionar. Dichas exenciones se deben, según los reportes, a motivos religiosos, personales y médicos 3 . Dicha situación no ha sido aún evaluada en México, pero la percepción es de una tendencia parecida a la de los Estados Unidos, en menor escala. Aunque la mayor parte de los casos de no vacunación reflejan, de forma general, problemas de acceso y de accesibilidad, algunos padres eligen no vacunar a sus hijos por otras razones que es importante analizar y estudiar ;De antemano se sabe que los padres actúan en favor del mejor interés de los hijos. ¿Cuándo, entonces, el médico debe de interferir en la decisión de los padres de no vacunar a su hijo? Cuando el niño˜ está en riesgo de daño˜ grave si no es vacunado. Por ejemplo, si un menor de edad es llevado a urgencias porque fue atacado por murciélagos en una expedición y tiene heridas contaminadas que lo ponen en riesgo de padecer tétanos y rabia —-enfermedades en las que los vacunados no sirven de escudo para los no vacunados, ya que no se produce inmunidad de grupo—-, el médico debe de solicitar a los padres el permiso para aplicar al menor solamente las vacunas para evitar el riesgo de tétanos y rabia, sin aplicar otras vacunas para las cuales el niño˜ no está en riesgo debido al accidente. En el ejemplo dado, el tratamiento se considera proporcional a la situación del enfermo. Es decir, lo mismo que el niño˜ requiere antibiótico de manera profiláctica para prevenir una infección y gammaglobulina antirrábica humana (IGRH), también requerirá el toxoide tetánico para prevenir tétanos. En ambos casos el tratamiento es exclusivamente encaminado a una situación de riesgo particular y dicha situación no debe ser usada ni abusada para aplicar otra vacuna que no tenga relación con la situación del paciente.

Objetivo

Dar a conocer la importancia y beneficios de las vacunas para crear conciencia de su aportación al cuidado del ser humano y para reforzar la salud de uno mismo.

Justificación

Nosotros queremos dar a conocer la importancia y beneficios que tienen las vacunas en nuestra salud, en la página de internet  “sanitas” publicaron un reportaje sobre el movimiento antivacunas donde los padres de familia comentan que ellos deciden no vacunar a sus hijos por miedo a que los vayan a querer controlar o matar al provocar efectos o enfermedades secundarias, y aunque se ha comprobado que esto es falso ya que las vacunas salvan vidas, sabemos que hay enfermedades que están regresando y ya hay brotes de algunas como son: sarampión.

Consecuencias: puede causar la muerte, resurgen o se descontrolan enfermedades que estaban erradicadas o controladas.

Por eso nos gustaría mencionar acerca a las vacunas y sus beneficios por lo que ayudan a la población , al mundo a prevenir enfermedades o virus más graves y menos consecuencias.

Hipótesis

Si logramos dar a conocer la importancia y beneficios de las vacunas entonces podremos causar más conciencia de su aportación al cuidado del ser humano

Método (materiales y procedimiento)

Método.

Materiales:

*Computadora

*Internet

*Cuestionario

*Personas Entrevistadas

Procedimiento:

  1. Investigamos en páginas confiables con la información correspondiente
  2. Dependiendo de la información recopilada fuimos realizando nuestro cuestionario.
  3. Se realizaron las entrevistas.
  4. Se obtuvieron gráficos de las encuestas realizadas.

Galería Método

Resultados

Los gráficos obtenidos de la encuesta realizada fueron que la mayoría de los encuestados saben lo que es una cartilla de vacunación sin embargo desconoces cuales son las vacunas de nuestro esquema, algunos han escuchado sobre el movimiento antivacunas pero que también la mayoría no están de acuerdo con ellos ya que saben de la importancia que tienen la aplicación oportuna, saben que un virus puede tener variaciones y que el cuerpo puede tener alguna reacción a ellas.

 

Galería Resultados

Discusión

Los gráficos obtenidos de la encuesta realizada fueron que la mayoría de los encuestados saben lo que es una cartilla de vacunación sin embargo desconoces cuales son las vacunas de nuestro esquema, algunos han escuchado sobre el movimiento antivacunas pero que también la mayoría no están de acuerdo con ellos ya que saben de la importancia que tienen la aplicación oportuna, saben que un virus puede tener variaciones y que el cuerpo puede tener alguna reacción a ellas.

Conclusiones

Nosotros como equipo hemos aprendido acerca de este tema ( Pros y contras de las vacunas ).

En nuestra opinión personal opinamos que está muy bien saber acerca de este tema ya que nos proporcionó un panorama aun mayor sobre la importancia de la vacunación oportuna sobre todo por el contexto en el que estamos viviendo.

En conclusión, las vacunas son importantes para que las personas desarrollen inmunidad frente a algunas enfermedades y producen un bien a todos que aún cuando pueden llegar a existir algunos efectos

secundarios el porcentaje de que esto suceda es mínimo

Aprendimos acerca de todos los movimientos que hubo en su tiempo a favor y en contra, los rumores que había acerca de algunas vacunas que causaban ya sea efectos secundarios o podría ser hasta la muerte por algunos elementos que tenían, que posteriormente comprobaron eran falsos ya que se requerían de una serie de circunstancias al mismo tiempo para que causara estos efectos. Las vacunas son parte importante para nuestra salud , ya que las necesitamos para combatir algunas enfermedades

Bibliografía

https://www.sanitas.es/sanitas/seguros/es/particulares/biblioteca-de-salud/prevencion-salud/importancia-vacunas/index.html

 

Paula Adamo Idoeta. (2017). La historia de cómo nació el mito del vínculo entre las vacunas y el autismo. 2021, de BBC NEWS Sitio web: https://www.bbc.com/mundo/noticias-40776371

 

Jéssica H. Guadarrama-Orozco, Guillermo Vargas-López, Carlos Viesca-Treviño. (2015). Decisiones de los padres que no arriesgan la vida de sus hijos, pero que los exponen a daños serios: no a las vacunas. 2021, de Boletin Médico del Hospital Infantil de México Sitio web: http://www.scielo.org.mx/pdf/bmim/v72n5/1665-1146-bmim-72-05-00353.pdf

 

Ramírez AJM, Hinojosa MVG. (2020). Resurgimiento de enfermedades infecciosas y movimiento antivacunas, ¿qué pasa en México? . 2021, de Medigraphic Sitio web: https://www.medigraphic.com/cgi-bin/new/resumen.cgi?IDARTICULO=95858

 

Immunizations &Infectious Diseases: An Informed Parent’s Guide. (2006). Historia de las vacunas. 2021, de Healthy children.org Sitio web: https://www.healthychildren.org/Spanish/safety-prevention/immunizations/Paginas/History-of-Immunizations.aspx#:~:text=En%201796%2C%20Jenner%20realiz%C3%B3%20un,de%20viruela%20al%20mismo%20ni%C3%B1o.



PJ-DC-79 Importancia de las vacunas en la niñez


PJ-DC-79 Importancia de las vacunas en la niñez

Summary

Research Question

Problem approach

Background

Objective

Justification

Hypothesis

Method (materials and procedure)

Results

Discussion

Conclusions

Bibliography